Césped híbrido, la ‘alfombra verde’ que se impone en los campos de fútbol


Césped híbrido, la ‘alfombra verde’ que se impone en los campos de fútbol

A mediados de 1980 muchos clubes intentaron remodelar sus campos de fútbol jubilando la grama natural e incorporando una de plástico. Sin embargo, debido a la dureza de este material, muchos jugadores resultaron lesionados y con grandes heridas en sus piernas. Entonces llegó la reconstrucción de Wembley en 2010. La imposibilidad de mantener su campo de fútbol intacto mientras se reconstruía el mítico estadio, hizo que se plantearan nuevas fórmulas. Había que ofrecer una cancha sostenible pero que, a la vez, mantuviese su tradición legendaria. Fue entonces cuando decidieron incorporar el césped híbrido. Una solución que había nacido en Huddersfield, cuando buscaban un terreno de juego capaz de resistir fútbol y rugby, a la vez.

Denominado también como césped con alta densidad, esta instalación se realiza reforzando la grama natural con hierba de plástico. Primero, el campo se prepara con tierra y arena para un terreno de juego normal, aplicando el césped por encima. Luego, se le inyecta el césped artificial con unas máquinas que recorren todo el campo durante varios días, material que se implanta cada dos centímetros y en dos direcciones a una profundidad de 18 centímetros. Finalmente se ‘peina’ el césped consiguiendo, a lo largo de los siguientes días, que ambas gramas se entrelacen formando un tupida y perfecta superficie. Un tapiz capaz de resistir cualquier inclemencia atmosférica e ideal para una exigente práctica del fútbol.

>

Su gran debut global fue en el Mundial de Sudáfrica. Primera vez que se utilizaba esta tecnología híbrida a gran escala en la historia. Circunstancia que no sabemos si ayudó, mucho o no, al famoso tiki-taka de nuestra Selección y su conquista del título. La proporción de hierba utilizada en este proceso es de un 97% frente a un 3%; muy poco plástico pero el suficiente para darle a la grama natural, una fortaleza extraordinaria. Actualmente casi todos los equipos de la Premier League lo incorporan en sus terrenos de juego. ¿Le habrá encontrado el fútbol un buen sentido a esto del plástico?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *