Tener o no tener (la pelotita)

La final de Copa de 2016 tuvo al Barcelona y al Sevilla como finalistas. El Sevilla tenía otra final (La Europa League) a la semana siguiente y el Barcelona ya venía de ganar La Liga. El partido empezó con una expulsión de Mascherano por roja directa y por primera vez, en mucho tiempo, El Barça jugaba un partido con un jugador menos. El Sevilla achuchó y achuchó y no pudo marcar, mientras Iniesta se hizo dueño y señor del esférico. Al final, en la prórroga, el Barcelona sentenció con dos goles de Jordi Alba y Neymar.